Mermelada de tomate

Una mermelada no siempre tiene que ser solo tomar con tostadas o debe estar hecha solo de frutas. La mermelada de tomate es una receta muy conocida que se puede tomar tanto con alimentos dulces como salados, siendo una deliciosa salsa fácil de preparar.

Con queso frito es perfecta, una receta bastante habitual con la que se puede acompañar, incluso con unas croquetas de queso de cabrales es una opción interesante. Puede acompañar ensaladas con frutos secos y va muy bien con queso de cabra.

Ingredientes mermelada de tomate

  • 800 gr. tomate natural troceado
  • Canela
  • Sal
  • Nuez moscada
  • 200 gr. azúcar blanca
  • 100 gr. azúcar moreno
  • Zumo limón

Preparación mermelada de tomate

La parte quizás más laboriosa de la receta es precisamente preparar los tomates, aunque es factible prepararlo con tomate natural entero ya pelado que se puede comprar en lata en cualquier supermercado.

Si la idea es utilizar tomate natural entero lo que tenemos que hacer es cocerlos un poco en agua caliente para poder pelarlos fácilmente. Con un cuchillo hacemos un corte central en cruz no muy profundo sobre la piel del tomate para pelarlos fácilmente y los ponemos en el agua hirviendo hasta que la piel empiece a separarse de la carne del tomate.

Ahora solo tenemos que dejar que se enfríen un poco para poder pelarlos y quitarles las semillas del interior.

A continuación picamos los tomates y lo ponemos a fuego lento con el resto de ingredientes de forma que vayamos moviendo de vez en cuando la mermelada hasta ver como se va convirtiendo en un perfecto sirope de tomate líquido. Es normal que sea como un caramelo bastante líquido, ya que luego al enfriarse espesará y estará perfecta para acompañar nuestras recetas.

¡Comparte este post si te ha gustado!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *