Igual que hicimos con el mojo criollo, vamos a ofrecer hoy una receta de otro mojo que nada tiene que ver con las islas, el mojo trujillano, típico de los Andes. Descubrimos así nuevos sabores, nuevas cocinas y nuevas culturas y alimentamos nuestra imaginación culinaria.

Ingredientes:

4 huevos
1 tallo de cebollín picado
1 cebolla
1/2 taza de leche
1 tomate pelado y picado
1/2 pimentón picado
1 cucharadita de cilantro
Sal y pimienta
Mantequilla

Preparación

– Batimos los huevos junto a la leche, una pizca de sal y pimienta y el cilantro. Reservamos.
– Calentamos la mantequilla en una sartén y sofreímos la cebolla y el cebollín hasta pocharlos.
– Añadimos el tomate y el pimentón y lo cocinamos todo a fuego lento unos minutos.
– Añadimos la mezcla de los huevos y removemos hasta que cuaje.
– Listo para servir caliente y disfrutar junto con arepas, pan tostado… ¡y a disfrutar!

Truco:

Puedes utilizar aceite en lugar de mantequilla, como solemos decir, siempre es a gusto del comensal. Y también hay quien prefiere incorporar el cilantro picado una vez terminada toda la elaboración. Prueba y descubre tú mismo la opción que más te gusta.

¡Comparte este post si te ha gustado!